miércoles, 26 de diciembre de 2007

Mi perro Tobías





Mi perro Tobías murió el año pasado, por lo que le escribí en aquel entonces este recordatorio:

5 de Mayor de 2006

Hoy nuestro perro Tobías ha muerto. El veterinario le hizo la eutanasia porque estaba sufriendo mucho. El 8 de mayo nuestro fox terrier cumpliría 14 años, enfermó de cáncer hace algunos meses atrás. Se le operó varias veces pero el cáncer regresaba. Había que tratarlo con quimioterapia, lo cuál lo íbamos hacer. Pero de un momento a otro mi madre sufrió un infarto agudo a finales de marzo, ella nunca había sufrido del corazón y estábamos muy angustiados, la internamos, 9 días en cuidados intensivos, le hicieron angioplastía, Gracias a Dios mi madre se salvó. Ahora ella se está recuperando ya en su casa. Tobías vivía en su casa puesto que tiene jardín, nació ahí, sólo dos cachorros, su hermano sólo vivió 3 días, por lo que Tobías pasó a ser "hijo único" y mamó hasta bien crecidito. Era un perro precioso, me lo querían comprar pero mi hermano mayor me dijo noooo, yo lo adopto. Tobías a diferencia de sus padres no le gustaba hacer ejercicios, no le gustaba correr, ni saltar. Su madre Tulipán era inteligentísima, cariñosa, vivísima, humilde, obediente y pelotera, le encantaba jugar con ella y podía pasarse horas de horas, venía corriendo casi ciega para entregarme la pelota, e insistía hasta que le hiciera caso. Cazaba palomas, al igual que su marido Gino. Gino el padre de Tobías no ladró hasta el año, los veterinarios no se explicaban el por qué. Una vez que comenzó a ladrar lo hacía como un doberman, asustaba a cualquiera. Este era un perro con una autoestima muy alta, se sentía finísimo a diferencia de Tulipancita, qué más bien era muy modesta. No era muy fiel, era colérico y a veces falso, pero uno lo quería igual. Tobías era completamente diferente a sus padres, era apático, no le gustaba caminar, ni correr, pero era un buen guardián, comía mucho y engordaba con mucha facilidad. Nunca tuvo achaques a diferencia de sus padres, fue sano relativamente. Sus padres llegaron a vivir hasta los 11 años de edad cada uno. Disculpen que les haya aburrido relatándoles las vidas de nuestros fieles amigos. Hoy Tobías YA DESCANSA EN PAZ! se habrá reencontrado con su amada madre y con su conflictivo padre, en un cielo que también existe para nuestros hermanos menores, que podría ser el mismo que el nuestro.

7 comentarios:

blumun dijo...

Hola Lia y buenos dias. Hoy me he desvelado, y aprovecho para visitarte.
El amor a los animales es algo innato en las personas normales. Lo contrario es lo anormal. Descanse en paz tu Tobias con su familia, que buena paz y amor nos dan en vida.
Besos.

anette b. dijo...

que lindo todo lo que escribiste! se lo voy a mandar a mi hermano, que es veterinario, y que siempre dice que los animales son mil veces mejores que las personas...me encanto la descripcion de cada miembro de esa familia canina...un beso grande anto...acordate de lo que te dije en su momento, conseguite la peli "todos los perros van al cielo"...

carlota dijo...

A mí no me has aburrido para nada, es más he visto que coincidimos en varias cosas... me encantan los Fox-terrier, he tenido varios, que ya están todos muertos, por desgracia, pero son unos perros adorables...siento que muriera ese día, justo un día antes de mi cumple...y al final, lo que importa, es la vida que hayan vivido con nosotros, y se nota que tú les diste muy buena vida. Un beso.

Lia dijo...

HOLA y muchas gracias Blu, Anette y Carlotita.
Anette, yo recuerdo que en su momento me la recomendaste, tengo el dvd y me olvidé de verla, la veré de todas maneras estos días.
Blu, te habrás contagiado de mí? que yo también me desvelo mucho.
Lota, pero ya no tenemos perros porque se sufre mucho, además yo aquí en el departamento no puedo tener porque está prohibido según el reglamento del edificio. En casa de mamá ahora hay una gata en el jardín, que tiene ocho meses, algún ser desalmado la ha tirado desde alguna casa que da a la parte de atrás del jardín de mi mamá.
besotes

Nómada planetario dijo...

Hola, tuve tres perros que se con la edad tuvieron un final parecido a tu querido Tobías, se les coge cariño y lo pase muy mal cuando los dejé en el vetirinario para el sueño final.
Por no llevarme otro mal rato no vuelvo a adoptar otro.
Saludos y felices fiestas

palica dijo...

Porqué será que los perros tan viejos mueren de cáncer?/ porque así les pasó a los 2 de mi mamá.

Me encantó leer lo que le escribiste, parecía la descripción de un humano y no de un canino, pero es que al final de cuentas se vuelven un miembro más de la familia y uno hace los cuentos de ellos como si de un niño se tratara.

Beth dijo...

Hello Lía me agradó muchísimo ver las fotos de Tobi y de Tula son muy tiernas. Además que causó mucha nostalgia puesto que alos animalitos se les llega a querer mucho comoparte de una familia.
Bye bye